AdSense

sábado, 30 de mayo de 2009

Una experiencia de emoción, sensación y cariño

Lanzamiento de Madre Canguro
Con la presencia del gobernador de Santander, Horacio Serpa Uribe, el secretario de Salud Departamental, Luis Ernesto García Vargas, el gerente del Hospital Universitario de Santander, Luis Alberto Hernández Jarufe, la coordinadora general de la Fundación Madre Canguro en Bogotá, Nathalie Charpak, medios de comunicación y autoridades departamentales, se realizó en instalaciones del HUS, el lanzamiento del programa Madre Canguro, liderado por la gestora social de Santander, Rosita Moncada de Serpa, y un equipo especializado de la institución médica.

Madre Canguro tiene como propósito brindar atención integral a los neonatos prematuros, menores de 37 semanas de edad gestacional, o de bajo pero al nacer (menores de 2.500 gramos), para evitar posibles complicaciones y secuelas que atraerían dichas situaciones, con un equipo humano altamente calificado, apoyo tecnológico e infraestructura adecuada, que proporciona una atención de calidad vinculando a la familia en dicho proceso y creando una relación terapéutica empática que contribuya al bienestar de los neonatos.


El gobernador de los santandereanos se mostró satisfecho con la puesta en marcha oficial del programa, y ante los asistentes al lanzamiento dio a conocer que él mismo tuvo la grata experiencia de servir como abuelo canguro a uno de sus nietos.

“Es una emoción grande, una sensación especial, se siente uno útil y se despierta un cariño enorme por la criatura. Uno está ayudando a vivir. Me siento feliz de que aquí en el HUS, y bajo el apoyo de tanta gente buena, se está inaugurando este programa y esta casa para atender a las madres canguro de Santander”.

El mandatario señaló que cualquier persona con vocación y disposición para servir a la comunidad y a los niños puede ser madre o padre canguro:

“Yo pienso que el hombre, para que pueda ser mas completo, sabio y altruista, le hace falta tener ese sentimiento de las madres, que llevan a su madre en el vientre, lo alimentan, lo sienten y sienten sus pataditas, viven con él unos episodios extraordinarios que los padres y abuelos alcanzan a percibir cuando tienen esta buena experiencia de ser canguros”.

Igualmente, Serpa Uribe manifestó que ésta, como las demás acciones ejecutadas por la administración departamental, tiene un viso social que busca favorecer a la comunidad santandereana, en especial a la más necesitada:

“Todo lo que hacemos, actividades económicas, administrativas y de infraestructura tienen que ver con la gente; eso es lo que nos inspira. Nada más social que atender a los niños de Santander y Colombia. En eso estamos empeñados”.


Finalmente, el gobernador de Santander aseguró este programa atenderá especialmente a niños de sectores más pobres y vulnerables de la sociedad santandereana, “pero a cualquier niño se está en disposición de atender. Nos sentimos felices de llegar a los más necesitados, los que no tienen aseguramiento en salud o quienes forman parte del programa subsidiado, que es el que mayoritariamente se atiende en el HUS. Servimos con calidad de excelencia, con las mismas atenciones, preocupaciones y requerimientos a un niño pobre como a un niño rico”.

El gerente del Hospital Universitario de Santander señaló que 120 niños recién nacidos ya han sido beneficiados con el programa en una primera etapa: “Fueron niños que su peso era de 700 gramos, y que al mes notamos que progresaron con un peso de 1.200, en 45 días están adquiriendo su peso normal. Lo importante es que se recuperan en contacto piel a piel, con el respaldo de sus padres, que transmiten seguridad, no solo comida sino una situación psicológica que los hace recuperarse y conseguir un desarrollo normal”.

Madre Canguro empieza a funcionar cuando las madres tienen un parte antes del término, dando a luz un menor prematuro con peso menos de 2.000 gramos. En este punto, los bebés son susceptibles de adquirir rápidamente enfermedades e infecciones. A partir de esta situación se ofrece el programa en el cual el niño o niña entra bajo cuidado, con un ejercicio básico de contacto piel a piel sobre el pecho de su madre o padre e instrucciones profesionales para una buena práctica canguro.

El programa tiene una inversión de $500 millones, con el apoyo de la Gobernación de Santander, la oficina de Rosita de Serpa y Niños Felices por Santander, Nifesan. Regresar a Inicio >

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...